El esquilado de ovejas para su posterior producción de lana es otra de las numerosas tareas que mantienen sano al rebaño. El mundo del pastoreo es complicado, se requiere mucho esfuerzo y dedicación para mantener un cuidado correcto de las ovejas.

Los pastores no entienden de días libres, ya que las ovejas necesitan cuidados diarios, sobre todo con el ordeño de leche, una de las tareas más importantes que realizan nuestros pastores.

Los pastores dedican su día a día al rebaño

Los pastores dedican su día a día al rebaño

Desde primera hora de la mañana comienza su labor, sacan al rebaño a pastar. Eso si, dependiendo de la época del año en la que nos encontremos, pueden variar algunas de las tareas.

Por ejemplo, en invierno, con las bajas temperaturas y la lluvia, los pastores no pueden sacar al rebaño y tienen que llevar el pienso al propio establo. En cambio, en el verano, comienzan la jornada mas temprano para que nos les pillen las horas de más calor.

Es en esta época, entre el final de la primavera y el inicio del verano, cuando se produce el esquilado de las ovejas.

Podríamos decir que el esquilado es el corte de pelo del rebaño, ayuda a quitar el calor a las ovejas y además evita enfermedades como dermatitis, sarna o dermatofitosis, entre otras más.

Los pastores sacan al rebaño en horas de menos temperaturas

Los pastores sacan al rebaño en horas de menos temperaturas

Antes del esquilado se requiere una preparación de la oveja, se junta a todo el rebaño y se comprueba que la lana no esta mojada, ya que debe estar totalmente seca para poder realizar el corte y mantenga su calidad.

Este esquilado coincide con el levantamiento natural de la lana de la piel, haciendo mucho más fácil este proceso.

¿Cómo se realiza? Se suele utilizar una maquina eléctrica especial, parecida a una maquina de cortar el pelo, con peine y cuchillas.

También se puede realizar de forma manual, con tijeras, lo cual es mas atareado.

Esquilado de una oveja

Esquilado de una oveja

Al terminar el esquileo de las ovejas, se recoge la lana para su posterior limpieza y eliminación de residuos, que suele ser ya un proceso industrial. Tras su lavado se deja secar y se escarmena la lana, es decir, se estira cuidadosamente separando las fibras, sin que se rompan.

El siguiente paso dentro de la producción de lana consiste en torcerla hasta obtener un hilo que, después, pasa a teñirse con un producto vegetal que le da el color.

Este material es muy demandado para la elaboración de prendas de ropa de abrigo, ya que mantiene el calor corporal.

La lana es un material muy demandado para productos textiles

La lana es un material muy demandado para productos textiles

Otra razón más para admirar el gran trabajo que hacen nuestros pastores. Sin duda, muestran una gran pasión por su trabajo.

Resumen
Título
El esquilado y la producción de lana
Descripción
El esquilado de ovejas para su posterior producción de lana es otra de las numerosas tareas que mantienen sano al rebaño. El mundo del pastoreo es complicado, se requiere mucho esfuerzo y dedicación para mantener un cuidado correcto de las ovejas.
Autor